Categorías
Tema de hoy

Versiones del Control de Calidad Interno

En la mayoría de los laboratorios existe la creencia de que con solo procesar el control es hacer control de calidad. Todo un mito…

Por lo general disponemos de metodologías automatizadas o semiautomatizadas, en las cual el procesamiento de un material de control es una tarea cotidiana. Sin embargo me he percatado que existen alrededor de tres versiones diferentes de lo que se supone es la ejecución del Contol de Calidad Interno (CCI).

Común, pero errada

En el primera versión, el material de control se procesa y el resultado se almacena, sin ser tomado en cuenta. Esta habitual práctica, no ofrece ningún mecanismo de control, ¡simplemente constituye un desperdicio de reactivos!, ¡Es como ir al cine y no ver la pelicula! Para que el material de control sea útil, requiere ser interpretado.

Interpretación ingenua

La segunda versión, procesa el material de control y lo interpreta, pero de manera muy ingenua: simplemente si el valor encontrado se ajusta al valor asignado al control (se encuentra dentro del intervalo establecido), se dice que el sistema analítico ésta controlado, ¡lo cual no necesariamente es así!.

El valor asignado al material de control incluye al 95% de los posibles valores para el control. De manera que existen un 5% de los posibles valores fuera del intervalo de valores aceptados, sin que esto necesariamente signifique que se está en un estado de fuera de control.

En la realidad se traduce como que una de cada veinte mediciones del control estará fuera del valor asignado, sin que necesariamente el sistema esté fuera de control. Razón por la cual se requiere aplicar un sistema de reglas para evitar esta situación, reglas que a su vez permiten detectar un estado de fuera de control del sistema analítico.

Forma correcta de emplear el control interno en el laboratorio clínico
Forma correcta de emplear el control interno en el laboratorio clínico

Aprovechando el potencial del control

El tercer modelo, que constituye la manera apropiada, es procesar el material de control e interpretarlo concienzudamente. Para la interpretación se emplea un sistema de reglas y gráficas de control de calidad (levey-jennings), con el fin poder definir la acción a tomar: alerta, rechazo o aceptación del material de control; que derivan en la aceptación o rechazo de la tanda analítica.

Alfredo Gallardo Acevedo
06 de agosto de 2008
Revisado el 30 de septiembre de 2020

Te puede interesar
Recomendaciones para un buen control interno de equipos

¿Quieres dominar de manera definitiva la aplicación de las reglas en control?

Es muy fácil, te lo enseño de una manera práctica >>>>>

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.